Google+ Followers

segunda-feira, 30 de maio de 2016

Centro Cultural Alberto Rougés, SM de Tucumán - Argentina

El Centro Cultural Alberto Rougés nació en junio de 1990 como un resultado natural del crecimiento de la Fundación Miguel Lillo y como una respuesta a la necesidad de integrar la investigación científica con la indagación humanística.


Con su creación se unen dos nombres señeros de nuestra cultura: el del científico Miguel Lillo con el del humanista Alberto Rougés, amigos que compartieron ideales y proyectos.

Al pertenecer a una institución científica de reconocido prestigio, el Centro Cultural muestra otras formas del quehacer humano y por eso ha dado cabida a la reflexión filosófica, a la investigación histórica, a la creación y a la crítica literaria, a la expresión de los artistas plásticos... La Casa es, de esta forma, la sede natural de numerosos congresos, exposiciones y talleres y se ha convertido en un sitio insoslayable de la cultura tucumana.

En cuanto a su arquitectura, funciona –desde hace más de dos décadas- en una casa señorial que constituye uno de los pocos ejemplos del estilo francés de fines del siglo XIX que quedan en la provincia. Allí se conjugan el esplendor tradicional y la moderna tecnología que requiere la creación y transmisión de cultura.

El Centro cultural actúa como receptor y difusor de propuestas culturales a través de cursos, conferencias y congresos, cuya temática abarca las ciencias sociales en general, siendo de especial interés el estudio del noroeste argentino, su cultura, sociedad, política, economía, tradiciones, etcétera.

Como productor cultural se inserta en la comunidad con un proyecto de investigación histórica y uno de artes plásticas.

-





Este primer Boletín de Historia y Cultura reúne los trabajos de investigadores del Centro Cultural Alberto Rougés de la Fundación Miguel Lillo referidos a la Historia de Tucumán ampliando el proyecto inicial dedicado a estudiar la llamada Generación del Centenario. 

Los cinco artículos abordan aspectos que permiten conocer problemáticas planteadas en la historia provincial en cuanto a sociedad, cultura y política desde fines del siglo XIX a mitad XX. La diversidad fue una fuente de enriquecimiento del equipo y suscitó un fecundo intercambio de ideas.

Además, pusimos una sección dedicada a novedades y actividades del Centro Cultural. Esperamos que este número cumpla con los parámetros de calidad y actualidad que caracterizan a una revista de esta clase y despierte el interés de la comunidad académica y de los interesados en conocer nuestra historia.



Nenhum comentário:

Postar um comentário